¡GUERRILLERAS!
Bienvenidas al décimo capítulo de “EL PODER DE SER MUJER”. Cada día tenemos miles de historias que contar y es que ya no podemos parar. Hoy os traemos una historia más que inspiradora, y estamos seguras de que os va a encantar. Gran mayoría de mujeres nos centramos en exceso en el físico creyendo que es la manera de mostrarle al mundo quiénes somos. Muchas veces no nos vemos cómo nos gustaría, pero… ¿Y si le damos la vuelta a la tortilla y convertimos esas inseguridades en grandes virtudes? Atentas a lo que hizo nuestra referencia de hoy.

 

CAPÍTULO 10

 

 

Winnie Harlow es una joven canadiense que ha triunfado en el mundo del modelaje a pesar padecer vitíligo, una enfermedad que causa despigmentación de la piel.

Chantelle Brown – Young, más conocida como Winnie Harlow, nació en una familia humilde en Toronto, Canadá. A los 4 años de edad, le diagnosticaron vitíligo, lo que le provoca parches de color por todo el cuerpo a causa de la falta de melanina. En su caso, podemos verlo en los muslos, rodillas, manos, antebrazos, y en la cara, alrededor de la boca,  la nariz y sobre los párpados. Desde entonces, su vida se convirtió en una montaña rusa, tuvo que lidiar con los comentarios de la sociedad no acostumbrada a ver este tipo de enfermedad.

La presentadora de America’s Next Top Model, descubrió a Winnie en Instagram, y la hizo partícipe en el programa, convirtiéndose en una de las catorce finalistas del ciclo 21 en el año 2014. Este fue su debut como modelo. A partir de este momento, comenzó a trabajar para la marca Desigual, llegando a ser la representante oficial de la misma. También trabajó con otras marcas como Diesel para su campaña primavera/verano en el año 2015, y ha posado en distintas revistas de moda como i-D y Dazed, siendo presentada en Vogue Italia en una entrevista.

Además de modelo, Harlow ha participado en vídeos musicales de cantantes como Eminem y The Black Eyed Peas.

Winnie siempre ha tenido en cuenta su esencia siendo portavoz de la enfermedad que padece. No es extraño ver vídeos donde habla abiertamente del vitalicio y de su doloroso comienzo con la enfermedad. Con el fin de apoyar a aquellas personas incomprendidas por la inseguridad del vitalicio, ha llegado a protagonizar charlas TED y paneles de Dove Self-Esteem Project en la cumbre mundial de mujeres. Fue en 2015 cuando se le entregó el premio de Modelo Ejemplar de ese año.

A día de hoy, Harlow es una modelo muy valiosa y reconocida por diseñadores y fotógrafos, ya que hablan de ella casi como un tesoro. Tras tanto dolor y burla en su infancia, ahora es motivo de alabanzas y halagos.

Harlow fue víctima durante muchos años de las molestias e intimidación de otros niños. Durante su infancia, fue llamada vaca, cebra, y muchos otros insultos. Este acoso llevó a Winnie a cambiarse de escuela en numerosas ocasiones y a abandonar los estudios, incluso llegó a pasar por su cabeza el contemplar un posible suicidio.

A primera vista, Winnie Harlow es una persona diferente, su aspecto es diferente, pero lo que todos veían como algo negativo, ella le dio la vuelta haciendo todo una fortaleza. ¡Y qué fortaleza!

Ese valor diferenciador que Winnie ha conseguido ensalzar después de tantos años de sufrimiento, es lo que le ha convertido en toda una Supermodelo. Dónde unos vieron problemas para enfocar su físico al modelaje, otros vieron lo valioso que realmente era. Ella aprendió a labrarse su propia autoestima sin el apoyo de nadie, y a fortalecerse como mujer. Winnie es un ejemplo a seguir Guerrilleras. Cuando vienen momentos difíciles, debemos pensar en historias inspiradoras que nos sirvan de apoyo para mirar siempre hacia delante.

Si ella puede ¿por qué no vas a poder tú?
¡A por todas Guerrillera! 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *